The Zeltia's World


"Aprendí a ver el mundo con la fascinación y curiosidad de un niño y el escepticismo y desconfianza de un anciano para disfrutarlo sin decepcionarme"

Página principal

lunes, 17 de diciembre de 2012

De druidas y perturbados





DE DRUIDAS Y PERTURBADOS


¿Qué miráis?, ¿Os debo yo tributo o pleitesía?
¡Meros seres abyectos y rufianes!
¿O acaso os deleitáis mofándose de Usía?
¡Pobre chusma de función circense!
Ja-ja ¡Jóvenes! ¡Si en mis años mozos estuviere,
ya os ilustraría bien en modales!
¡Sí, Corred! ¡Id hacia el regazo de vuestra madre!
¡Mediocres imberbes, indeseables!
¡Id gimoteando! Sois unos mimados groseros,
todos iguales, babeantes y cobardes.
De naturaleza ruin sin vestigio de caballeros,
tan solo una recua de lenguaraces.

¡Oh, vos Damas, grotesco séquito de marquesas!
¡Sí, vosotras, hato de harpías suspicaces!
No soy bella, lo sé. Más no dilapido mi agudeza
en hipocresías, ni en viles necedades.
Vosotras desfallecéis por ser de la aristocracia,
¿os concede casta, atuendo y modales?
Provengo de real alcurnia y no incurro en falacias.
¡Plebeyas, pérfidas de costosos trajes!
¿Decís que estoy perturbada? ¿Y qué es la cordura,
debo ofuscarme ante tales ultrajes?
No repararé en seres de baja estofa, ni en gentuzas
que se regodean en blasfemias y pillajes.

Vosotros ahora no sois mi inmediato desasosiego…
¿Qué han sido de mis almenas y bastiones?
¿Quién por exiguas riquezas ha mancillado mi ego?
Yo, Druida, designada por los antiguos dioses,
privilegiada entre las castas celtas. Amada y temida.
Gran Señora de Comarcas. Terror de reyes.
Ante mi puño elevado pueblos enteros sucumbían.
Ahora proscrita a un antro degradante,
burlada entre hediondos y pútridos vahos cada día.
¿Acaso he descendido al tártaro flagelante?
Como en un mar de tormentos asedian mis miedos.
¿Serán las almas en pena que me acometen?

¿Dónde están todos, los insidiosos y enjuiciados?
Lo único que diviso que esto no es el Edén.
Atravieso estoica lóbregos corredores y antesalas.
Aparecen de la nada entes que me ciñen,
me acosan, no hay deferencia en sus altivas miradas.
Inmaculados sayos del averno surgen…
¿Quién sois? ¿Por qué venís a mí, de qué Éteres salís?
¡Arrastráis mi humanidad, mala simiente!
Oscuridad… ¡Dejadme, jamás imploraré!, ¿me oís?
¡Os exijo, o que vuestras cabezas rueden!
Si no me liberáis, aniquiladme y aún seréis magnánimos.
Pues, si cordura exigís a la perturbada mente,
Dios os asista y perdone, muero digna ante vos…
El infierno no será tan clemente.



***FRENOPÁTICO DE SANTA CATALINA…


Donde la realidad y la ficción son la misma cosa.
Días de Visitas todos o ninguno… según cuadre, aunque por caridad sería bueno hacerse un tiempo, aun sabiendo que nunca se enterará que le visitaron. Aun teniendo en cuenta que jamás tendrán presente el nombre de quién le ha visitado.
La mayoría allí jamás recordarán que alguna vez tuvieron otra vida.




Por ZeltiaG


No hay comentarios: